Todos los textos que se muestran en este blog son originales, y creados por Daniel Montes, administrador y creador del blog. Si ves cualquiera de estos relatos o textos en otra página que no sea esta, NO pertenecen a esa persona, y significa que han sido copiados.
Si te enteras de que alguien está usando los textos de este blog como si fueran de su propiedad, te ruego que me lo notifiques para tomar las medidas oportunas. ¡Gracias!

Sígueme por correo electrónico.

domingo, 27 de marzo de 2011

La Rosa de los Vientos.

¿Eres un Ángel? ¿Traes tú la brújula celeste desde más allá de donde acaban las Estrellas?


Mi rosa de los vientos. Has llegado hasta donde los barcos perecen sin ningún motivo. Hasta donde Dios en persona decidió olvidarse. Hasta donde, cuando cae la noche, es un punto tan negro que hasta la propia oscuridad le tiene miedo.

¿Has llegado hasta el fin del mundo por mí, por robar la gran brújula celeste? Has luchado contra el mismísimo Dios para robar la gran guía espiritual, para robar la guía, la Rosa de los Vientos.
La has robado para mí, y para nosotros, para compartir todos los puntos cardinales, que no corra ni el aire entre nosotros. Que todo esté aquí. Que ya no recordemos ni las dimensiones y sentirnos siempre cerca aún en la distancia. Profundidad, anchura y altitud ya no existen. De hecho tampoco existe la cuarta dimensión temporal, todo aquí, sin espacios ni dimensiones. Para mí, para nosotros, contra Dios y contra su creación. Dos contra el mundo.

Tu Rosa de los vientos. La rosa que robaste para que me hiciera de guía, y que ahora me acompañará hasta más allá de donde tú llegaste para conseguirla. Mi vida, esa vida que se va.



Pero si mi vida se va, quiero ir con ella. Con ella hasta el fin del mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario